Pierpaolo Piccioli y Maria Grazia Chiuri, las dos mentes brillantes que están detrás del impecable hombre de Valentino

Desde que se conocieron en los años 80 en una estación de tren en Florencia, Pierpaolo Piccioli y Maria Grazia Chiuri tuvieron claro que estaban llamados a hacer algo grande. Y al final pueden decir que lo han logrado.

Pierpaolo Piccioli y Maria Grazia Chiuri tras su último desfile. © InDigital
Pierpaolo Piccioli y Maria Grazia Chiuri tras su último desfile. © InDigital

Me da pudor escribir estas palabras sobre dos de las mentes más privilegiadas de la moda actual pero vale la pena recordar la trayectoria de ambos creadores que, tras años en Valentino, en 2008 fueron por fin ascendidos de la división de accesorios a la dirección creativa de la firma con el beneplácito de su fundador. Y esto es una suerte que no todos pueden decir: Hubert de Givenchy no comenta el trabajo de sus sucesores y el propio Valentino no tuvo problemas en criticar públicamente a su sucesora, Alessandra Fachinetti.

La obra de Esther Steward inspira la primera parte de la colección de Valentino para el próximo invierno. © InDigital
La obra de Esther Steward inspira la primera parte de la colección de Valentino para el próximo invierno. © InDigital

Pero en este caso no fue así. El patrón del Blue one se sorprendió en un primer momento al conocer que aquella chica medio gótica que había conocida iba a ser la encargada de, junto con Piccioli, tomar las riendas de un negocio que parecía desbocado. Y el rumbo no pudo ser más exacto.

Los diseñadores han conseguido crear una de las firmas de referencia en la moda masculina. © InDigital
Los diseñadores han conseguido crear una de las firmas de referencia en la moda masculina. © InDigital
Detalle de la chaqueta. © InDigital
Detalle de la chaqueta. © InDigital

Si en la mujer le dieron la vuelta a la firma recurriendo a los bordado, los vestidos largos y las formas bizantinas, en el hombre lo tuvieron más fácil… o más difícil, según se mire. La línea masculina había sido abandonada durante años a su suerte y ellos, que tienen una idea muy clara del negocio, vieron un filón perfecto para marcar su nuevo ADN.

Las mariposas de este verano se repiten en la colección de invierno creando una coherencia temporal en la firma. © InDigital
Las mariposas de este verano se repiten en la colección de invierno creando una coherencia temporal en la firma. © InDigital

Rápidamente ascendieron al top de las firmas masculinas. Su apuesta por el denim (“siempre nos gusta sacar un look en denim” me contaban los creadores en Venecia en una de las pocas entrevistas que conceden a la prensa), sus formas arquitectónicas, su pasión por el cine, el toque femenino y sensible que le dan a sus looks y el estampado camuflaje han conseguido desarrollar una identidad fortísima que ha llevado a la línea masculina de Valentino a ser una de las marcas más deseadas.

El búho de Animalia de este invierno se repite como recurso iconográfica del invierno 2015. © InDigital
El búho de Animalia de este invierno se repite como recurso iconográfica del invierno 2015. © InDigital

A esto hay que sumarle un nuevo desarrollo de negocio en el que se ha apostado por tiendas independientes de hombre (de la mano de David Chipperfield) y hasta una fragancia (con la llegada de Pierpaolo y Grazia se renegociaron estas licencias que al final acabaron en manos del grupo Puig encargados de desarrollar los aromas de esta nueva etapa).

El top argentino Nicolás Ripoll, uno de los favoritos de Piccioli y Chiuri, fue fiel a la firma y lució uno de sus famosos trajes de cuadros. © InDigital
El top argentino Nicolás Ripoll, uno de los favoritos de Piccioli y Chiuri, fue fiel a la firma y lució uno de sus famosos trajes de cuadros. © InDigital

¿Y por qué hablar de esto? La idea me ha surgido tras su último desfile. Lo que vimos sobre la pasarela ha resultado un resumen de todos estos años: del camuflaje a los animales de este invierno, las mariposas del verano que viene o los cuadros que pueblan sus trajes. Todo ha estado presente en esta propuesta, además de la faceta artística que venía de la mano de la artista Esther Stewart, autora de las formas geométricas que poblaban las primeras salidas del show.

Una de las fantasías que proponen en Valentino tiene que ver con el espacio. © InDigital
Una de las fantasías que proponen en Valentino tiene que ver con el espacio. © InDigital

Esta vía de escape que me supone esta bitácora me gusta aprovecharla para descubrir nuevas firmas o rendir un homenaje a mis pasiones más secretas y una de estas últimas son los desfiles de Valentino. Si alguien todavía no se ha parado a analizarlos, debería reservar una tarde para profundizar en una de las propuestas más apasionantes e importantes de la moda masculina actual.

Olvida el antiguo Valentino. Desde hace cinco años esta firma es otra cosa. Y está muy bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s