Así huele el universo de Loewe según Jonathan Anderson

El universo de Jonathan Anderson tenía que llegar antes o después a la línea de fragancias de Loewe y ya podemos contemplar sus nuevas creaciones. De hecho, las obras que se están llevando acabo en la tienda masculina de la esquina de Goya con Serrano en Madrid lucen sendas lonas donde podemos apreciar los frascos de 001, que así es como ha decidido llamar a estas nuevas creaciones.

manwoman_cmyk
© Loewe

Es un proyecto muy personal para mí”, afirma el director creativo de Loewe. “He dedicado mucho tiempo a trabajar en ello porque es algo en lo que creo profundamente. Ante todo, quería que la fragancia fuera creíble, una extensión natural de lo que Loewe representa hoy”.

La idea de partida de este nuevo proyecto es ‘la mañana siguiente’. Y sí, habla de dos personas yaciendo juntas, de ese despertar con el cuerpo del otro a tu lado. Una idea de pureza y desnudez que se plasma en dos fragancias con el mismo nombre pero enfocada una para el hombre y otra para la mujer (algo que tiene que ver muy mucho con el leitmotiv de todo el trabajo del diseñador británico).

Las fotografías de Karl Blossfeldt ilustran las cajas de 001 'Man' y 001 'Woman'. © Loewe
Las fotografías de Karl Blossfeldt ilustran las cajas de 001 ‘Man’ y 001 ‘Woman’. © Loewe

Para la mujer, las notas de salida son de mandarina y bergamota a las que suceden el sándalo como corazón y los matices de jazmín y vainilla en el fondo. Parte de la fórmula se comparte con la fragancia masculina, donde la única variación la encontramos en el fondo, con notas de cedro y almizcle.

Anderson es un loco de los detalles y del arte. Eso se aprecia en el empaquetado de 001 ‘Woman’ y 001 ‘Man’. Dos fotografías del artista Karl Blossfeldt (su trabajo también se vio en la colección de primavera verano 2016 de Loewe) ilustran las cajas donde se presentan estos aromas. El frasco es sencillo, minimalista y con alusiones a la naturaleza y a la importancia de los materiales.

© Loewe
© Loewe

Si Loewe en moda comenzó una aventura que le ha reportado muchos éxitos de la mano de Jonathan Anderson, ahora parece que se inicia un segundo capítulo con las fragancias. Bienvenidos a este viaje.

El paseante curioso de Hermès se va a China (y huele muy bien)

Hace unos dos años, en la isla de Ibiza un periodista británico me preguntó por qué nos fascinaba tanto a los periodistas de moda la firma Hermès. Tras una argumentada explicación por  mi parte asintió con la cabeza y me dijo: “Sabes, lo que me acabas de explicar me hace comprender una respuesta que me dio un empresario de coñac durante una entrevista. Cuando le pregunté a quién se quería parecer él me dijo que ‘a Hermès‘”.

El modelo argentino Nicolás Ripoll es la imagen de este particular flâneur de Hermès. © D.R.
El modelo argentino Nicolás Ripoll es la imagen de este particular flâneur de Hermès. © D.R.

La firma es un símbolo de Francia y, en general, de todo lo bien hecho.  De hecho, en la maison no interesa tanto el lujo por el lujo o el precio excesivo. Eso es una consecuencia. Lo que interesa es obtener siempre lo mejor, lejos de los artificios y los fuegos artificiales. Esto supone elegir únicamente los mejores materiales y apostar por los artesanos más excelentes, a los que se trata y se considera de la propia familia, algo que hace, por ejemplo, que en su sede de le Faubourg Saint-Honore encontremos además de la tienda y el museo, el taller de las comandas especiales y el primer métier de la casa: los artículos destinados al caballo.

Las calles parisinas son un elemento imprescindible en el nuevo tema del año de Hermès. © D.R.
Las calles parisinas son un elemento imprescindible en el nuevo tema del año de Hermès. © D.R.

Cada año la firma presenta una temática que impregnará todas sus acciones. En los dos últimos años hemos visto que el mundo del deporte y la metamorfosis se han impulsado como guías. En 2015 apuestan por un concepto un tanto complicado de desarrollar en nuestro país: ‘a flâneur is as a flâneur does’, que se ha traducido como ‘Flâneur, un paseante curioso’.

Y el humor, algo imprescindibles en Hermès. © D.R.
Y el humor, algo imprescindibles en Hermès. © D.R.

Para apoyar la explicación de este concepto que no tiene traducción en castellano, la firma ha preparado cuatro vídeos que desarrollan este concepto. Uno ya lo pudimos ver en GQ, y yo tengo el placer de presentaros los tres restantes. El humor, una de las armas que mejor maneja Hermès, es el lenguaje que se emplea para introducirnos en este mundo relajado, urbano y elegante donde la calle (París, claro) tiene también un espacio importante.

Coincidiendo con este nuevo año en Hermès, la casa ha lanzado una nueva fragancia de una de sus colecciones más especiales (y una de mis favoritas): los jardines. Si en 2003 el viaje empezó en el Mediterráneo, durante este tiempo Jean-Claude Ellena nos ha llevado también al Nilo y al jardín de la familia Dumas en la sede parisina de la firma. Le Jardin de Monsieur Li es su nueva creación que nos invita a un viaje por China en un año donde este país va a tener mucha importancia en la moda gracias a la exposición que en mayo inaugura el Costume Institute.

Le Monde d’Hermès Spring-Summer 2015 edition, available in stores. #Hermes #LMDH

Una foto publicada por Hermès official account (@hermes) el 25 de Mar de 2015 a la(s) 8:53 PDT

Desde marzo ya podemos encontrar en las perfumerías este viaje a un paraíso inventado (por primera vez Ellena no se inspira en un lugar real) con notas de kumquat (naranja enana), jazmín y menta que se presenta en un estuche que lleva impreso un dibujo del artista Li Xin. Hermès, arte hasta en los más pequeños detalles.

Le Jardin de Monsieur Li.
Le Jardin de Monsieur Li.

La catedral de Sevilla inspira lo nuevo de Giorgio Armani: Acqua di Giò Profumo

Además de moda, yo también escribo de cuidados. Y dentro de este campo, el de las fragancias es uno de los que más me interesa. ¿No es este uno de los rasgos que más define a una persona? ¡Cuantas veces nos vienen a la memoria de golpe un collage de imágenes al reconocer un olor!

El negro se impone en Acqua di Giò Profumo. © D.R.
El negro se impone en Acqua di Giò Profumo. © D.R.

Pues bien, hay un nombre que se escribe con letras de oro en la perfumería mundial. Y es español. Alberto Morillas es el responsable de alguno de los aromas más importantes de los últimos 30 años. En las webs especializadas cifran en más de 170 las fragancias que ha creado y entre ellas encontramos verdaderos iconos como es Acqua di Giò de Giorgio Armani, una referencia cuya fórmula no se ha modificado desde su creación en 1996. Un perfume perfecto que nació del diálogo creativo entre el propio Armani y Morillas.

Alberto Morillas, posiblemente el creador de fragancias más importante del mundo. © D.R.
Alberto Morillas, posiblemente el creador de fragancias más importante del mundo. © D.R.

Ahora el reto era otro. Tras años de colaboración entre estos dos creadores, se le propuso a Morillas desarrollar una nueva versión de Acqua di Giò: “Se trata de responder a una nueva masculinidad”, afirmaba en nuestro encuentro hace unas semanas en Madrid con la presentación de su nueva obra, Acqua di Giò Profumo.

Llamado a convertirse en otra de las obras maestras de Morillas y Armani, no podemos pasar por alto la primera idea que pasó por la mente del sevillano: “Pensé en el olor a incienso de la catedral de Sevilla”. Sí, lo nuevo de Armani se basa en la capital andaluza. A partir de ahí, este nariz de fama internacional que reconoce que vive en su estudio, ha formulado una potente y elegante fragancia con notas de romero con un final mineral y amaderado.

Acqua di Giò, un clásico imbatible desde 1996 que también salió de la mente creativa de Morillas. © D.R.
Acqua di Giò, un clásico imbatible desde 1996 que también salió de la mente creativa de Morillas. © D.R.

Puede ser un perfume para todo el día, pero también se puede combinar con su ‘hermano mayor’: Acqua di Giò para la mañana y Profumo para la noche. Como destaca Morillas: “No hay que privarse de tener más de un perfume, puede haber una fragancia para cada momento”. De hecho, el frasco (el “primer embajador” en palabras de Morillas), es idéntico al de 1996 sólo que en este caso el negro se impone, en referencia a la roca volcánica, otras de las ideas que navegan en su fórmula y a la que le pone rostro el modelo Jason Morgan.

Jason Morgan es la imagen del último lanzamiento de Giorgio Armani. © D.R.
Jason Morgan es la imagen del último lanzamiento de Giorgio Armani. © D.R.

Morgan materializa el “acto de seducción” que según Morillas es un perfume. Ese “mensaje abstracto” imposible de analizar pero que nos acaba definiendo.